Skip to main content

Calcular el precio de un producto de una tienda online

En nuestro mercado actual los precios suben y bajan de un día para otro. Este efecto está universalmente presente en todos los ámbitos de las compras, incluidas las compras online. Muchas veces, el alza de los precios hace que los vendedores se planten el mantener sus tiendas físicas, por eso, una tienda online es una excelente opción. Los mercados tanto nacionales como internacionales, están formados por productos o mercancías que son vendidas de un proveedor a un vendedor.

La cantidad de unidades de ese producto del que te halamos, también es una parte importante del mercado. Una cantidad determinada puede hacer un producto más exclusivo o no. La demanda de los productos es verdaderamente importante, sobre todo a la hora de plantearse montar una tienda online. La demanda siempre está dirigida por el respaldo de la capacidad del consumidor para pagar por el producto.

Si quieres montar tu propia tienda online, debes pensar mucho el tema del precio de tus productos. Debes saber calcular cual es el “precio justo” de tu producto de manera que sea asequible para tu cliente y que te proporcione las ganancias suficientes para no tener las temidas “pérdidas”. Calcula el costo de producción más los gastos generales, más impuestos, más los gastos de transporte. Una vez realizada toda esta suma incrementa el precio. Ese será tu beneficio, así que de esta manera tan simple habrás obtenido el precio final de tu mercancía.

Una vez que este producto entra en el mercado a través de tu tienda online, debe comenzar a generarse la demanda. Una vez que observes la demanda que genera tu producto, recuerda que es muy recomendable rebajar el precio cuanto mayor sea la demanda. No obtendrás los mismos beneficios vendiendo un reloj por 500€ que vender tres por 300€. El mismo principio funciona al revés también dependiendo de la exclusividad del producto. Si solo se fabrican 5 objetos de algo que mucha gente quiere, es mejor subir el precio, ya que la gente estará dispuesta a pagar lo que sea.

En base a esto que te hemos contado, debes también echar un vistazo a los proveedores o productores de tu producto. Busca el proveedor que mejor precio te proporcione y no pienses que estás haciendo nada malo teniendo más de un proveedor. No hace falta que crees una guerra de proveedores pero recuérdales que te deben cuidar ya que tal y como está el mercado de la oferta y la demanda, nadie está para perder clientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.