Skip to main content

¿Cuáles son los factores que mueven a comprar un producto?

En nuestro blog hemos hablado más de una vez de los diferentes aspectos que debemos “mimar” en nuestra tienda online para que los visitantes se decidan a quedarse y adquirir productos en ella en lugar de esa otra de la competencia; pequeños factores diferenciales dentro de lo que todas deben poseer que inclinan la balanza hacia un lado u otro. En Marketing Directo nos recopilan los factores que, estadísticamente, más influyen en la decisión final. Algunos pertenecen exclusivamente al propio producto, otros forman parte de lo que rodea nuestra tienda online. Si conseguimos combinarlos todos adecuadamente y ofrecer el mejor resultado en cada uno de ellos, el tan traído engagement por parte de los clientes será una realidad.

-La calidad del producto, cómo no, se cita como lo primero que los compradores tendrán en cuenta. Hoy en día existen marcas blancas casi para cualquier sector; se busca abaratar costes, tanto por parte de vendedores como de compradores, pero no en detrimento de la calidad mínima que se exige al producto. Como dueños de una tienda online, si vamos a trabajar con marcas blancas o menos conocidas hemos de estar seguros de que ofreceremos a nuestros clientes los mejores productos, avalando su calidad sin temor a equivocarnos.

-Los gastos de envío y la facilidad que ofrezcamos en caso de devolución también llamarán la atención a nuestros consumidores de manera muy positiva. Es recomendable que los primeros sean gratuitos, en la medida de lo posible; incluso aunque esto nos suponga alguna pérdida al inicio, nuestra tienda online notará la diferencia en poco tiempo. Y en cuanto al tema de las devoluciones, aparte de la lógica gratuidad debemos intentar que sea un proceso rápido, sin trabas y satisfactorio. Que el cliente lo interprete como un pequeño bache, no un motivo para no volver a comprar con nosotros.

-Las opiniones de otros compradores, a la vista y de forma objetiva, también pueden tener una notable influencia, tanta como la que encuentren de nuestra tienda online en otras páginas web.

-Dentro de la estructura interna de la tienda online, esa sencillez en las búsquedas y en la navegación que hemos hablado se citan como muy importantes por parte de los clientes habituados al e-commerce; y por supuesto, el hecho de poder encontrar en el catálogo una disponibilidad periódica, que se actualice con frecuencia y que incluya todas las opciones de un producto (tallas especiales, por ejemplo, colores…).

¿Cuántos de estos puntos cumplimos? No está de más que los tengamos siempre en mente para repasar de vez en cuando el estado de nuestra tienda online y su capacidad para atraer a los usuarios.