Skip to main content

Las alternativas al blog para el contenido de nuestra tienda online

Cuanto más carisma o personalidad tenga nuestra tienda online, más posibilidades habrá de que triunfe y atraiga a los compradores. Esto es una norma universal que vale también para negocios físicos, pero que en el ámbito online, donde nuestra atención pasa rápidamente de una página a otra, en cuestión de segundos y sin dar tregua, todo aquello que podamos aportar para facilitar que el usuario permanezca más tiempo con nosotros puede ser una gran ayuda.

En nuestro página hemos hablado en más de una ocasión de lo útil que puede resultar un blog en el que recojamos información actual de nuestro sector, las novedades de nuestra tienda online, opiniones, noticias, etc. Sin embargo, si tenemos el tiempo y la disposición necesaria podemos diversificarnos todavía más. Los contenidos de nuestra tienda online pueden ir más allá del blog, a pesar de que éste se considera el primer paso y el más sencillo de crear (que no de llevar con acierto, no lo olvidemos). Desde Puro Marketing, web especializada en e-commerce entre otros temas, nos sugieren algunos contenidos adicionales como alternativas al socorrido blog. Algunos pueden interesarnos más, otros menos; todo estará en función de lo que podamos permitirnos y lo que consideremos que puede funcionar mejor en nuestro sector.

Podemos, por ejemplo, crear pequeños e-books, manuales o guías que puedan descargarse gratuitamente desde nuestra tienda online. Puede ser una alternativa efectiva si nuestro sector de mercado es reducido (ya hemos hablado por aquí también de cómo moverse en pequeños nichos de este tipo). Si nuestra tienda online se dedica a un deporte minoritari0, por ejemplo, no será sencillo encontrar libros dedicados a la materia. Con esta clase de contenidos llamaremos la atención a quienes busquen esto específicamente.

Otra opción parecida es crear una sección de ayuda con consejos, preguntas frecuentes, etc. Además de facilitar la vida a quienes estén buscando esto, también proporcionará una sensación de cercanía; nuestra tienda online se mostrará en un diálogo con los visitantes, sobre todo si también pueden aportar preguntas y contenidos. La colaboración y el feedback no sólo pueden conseguirse a través de las redes sociales, sino también de medios como éste que a priori pueden parecer más “estáticos”.

Por último, no hemos de olvidarnos de que Internet es un medio muy visual. No nos centremos sólo en el contenido escrito: funcionaremos muy bien si nos apoyamos en vídeos, fotografías… Tenemos redes sociales que pueden servirnos como escaparate, como es el caso de Pinterest, pero hemos de cuidar este aspecto también en la propia web.