Skip to main content

Las conversaciones en Twitter, cómo manejarlas

Una de las primeras herramientas que podemos emplear para comenzar a difundir nuestra tienda online, muy sencilla y rápida, es Twitter. Seguro que como usuarios particulares conocemos a la perfección esta red social tan popular. Sin embargo, no debemos pensar que el uso que hacemos de ella en nuestra empresa va a ser idéntico: hay algunas normas que hemos de seguir y que pueden resultar determinantes y cruciales a la hora de crearnos una reputación online y un perfil concreto, acorde con nuestro sector de negocio y con la imagen que queramos dar.

Ya hemos hablado en alguna ocasión de esas expresiones que no deben emplearse, o ese tipo de lenguaje que tenemos que evitar en la medida de lo posible. Hay otros aspectos que nuestra tienda online puede aprovechar para hacerse un hueco en esa “jungla” que a veces es Twitter; por ejemplo, el uso que hagamos de los hashtags y la manera en que generemos conversaciones y debates. Los hashtags surgen y desaparecen a la velocidad del rayo y algunos pueden adquirir mucha popularidad. Si queremos que nuestra tienda online se haga notar rápido, podemos optar por sumarnos a estos últimos; sin embargo, debemos hacerlo con mucho cuidado. Tenemos que evitar los temas polémicos en exceso, y si lo que queremos es recurrir al humor también tendremos que huir del mal gusto o de lo que pueda resultar desagradable. Si caemos en esto, aunque sea por error, podemos dotar a nuestra tienda online de un trasfondo negativo que a veces puede extenderse con una velocidad pasmosa, y que puede resultar difícil de eliminar.

Si nos decidimos por crear nuestros propios hashtags para fomentar la participación, es importante que sigamos las mismas reglas descritas arriba. Lo deseable es que sean hashtags cortos, fáciles de recordar y que no ocupen una gran parte del tuit, para que quienes lo deseen puedan explayarse en la medida en que éste se lo permita.

En cuanto a la manera de gestionar las conversaciones, no tenemos por qué limitarnos al formato de “pregunta-respuesta”. Podemos ser proactivos, localizar usuarios que hablen de nosotros e iniciar conversaciones o preguntarles por su experiencia, y si se da el caso y nos sentimos suficientemente cómodos en Twitter tenemos la opción de iniciar concursos. Dar algún que otro premio o descuento para nuestra tienda online suele dar excelentes resultados, y siempre nos granjeará nuevas simpatías.